Canal videos ecobachillerato:

La publicidad exterior crece

Cuando el gasto en el resto de medios tradicionales se está reduciendo, el negocio de las vallas publicitarias, marquesinas, o hasta la publicidad en lavabos mantiene un crecimiento sostenido cercano al 8% anual en nuestro entorno, e incluso mucho mayor en países en vías de desarrollo. Una vez que la publicidad en televisión, radio, revistas se hace menos efectiva y los anunciantes están dispuestos a invertir menos en ella, nuevas posibilidades aparecen en este sector. Lo que se busca es sencillo y complicado a la vez, lograr seguir al consumidor allá donde esté y retener su atención para presentar el mensaje que interesa. En su día los anuncios en los lavabos de caballeros, sobre los urinarios que prácticamente eran imposibles de no leer, fueron un punto de originalidad y el llevar la idea de la atención cautiva al máximo. Se dió a llamar como publicidad “indoor” y poco a poco se fueron encontrando nuevos espacios, en ascensores, surtidores de gasolineras y un largo etcetera. Ryanair recientemente anunció su intención de ofrecer espacio en el fuselaje de sus aviones para publicidad y las pantallas con anuncios y publirreportajes en los transportes públicos están a la orden del día en muchas ciudades. El desarrollo posible es inmenso a medida que nuevas ideas surgen y con tecnologías que tendrán un claro efecto, como el papel digital, que permitiría presentar anuncios dinámicos y que podrían reaccionar en función de las condiciones del entorno.
En su día el mercado estaba muy fragmentado, con un sinnúmero de empresas compitiendo, pero a medida que comienzan a expandirse internacionalmente y los importes de los que se habla crecen la consolidación es un hecho. En estos momentos dos empresas compiten por adquirir el contrato con el metro londinense, lo que significa 30.000 vallas en las estaciones, 80.000 espacios publicitarios en los trenes en sí y 2.100 millones de dólares a lo largo de los próximos 10 años. Las empresas españolas no son ajenas a este mercado, destacando recientemente Cemusa, parte de Fomento de Construcciones y Contratas, que se hizo con el contrato por el cual proveerá a la ciudad de Nueva York de mobiliario urbano, baños públicos, marquesinas y similares, a cambio de gestionar los derechos de publicidad en las mismas.

Materia : Economía y Organización de Empresas. Función Comercial

Vía Herald Tribune (Edición impresa).Yicha Xiansheng -Elblogsalmon

1 comentario:

Blog de Marta Muniesa dijo...

La publicidad tiene como finalidad persuadir al publico al que esta dirigida y con unas técnicas y tácticas correctas, el mensaje de la publicidad siempre nos influye de una forma u otra.